miércoles, 8 de febrero de 2012

Mi primera experiencia de cofrade

Si, pues así es, hoy ha sido el día en el que he perdido, o mejor dicho medio he perdido la virginidad como cofrade, y digo medio he perdido porque exactamente Gastrónomos de Yumay no es exactamente una cofradía gastronómica, mas bien es un grupo de amigos amantes de la gastronomía que se han unido para disfrutar de esta. Pero la realidad es que esta asociación, grupo, cofradía o como queramos llamarlo está ya federado y pertenece al gremio de las cofradías de la mano de uno de los grandes cofrades que tiene España, el avilesino Carlos Guardado, un peculiar personaje que está metido en todos los líos y que vive con pasión esto de la GASTRONOMÍA con mayúsculas. He disfrutado del pulpo de la que dicen que es la mejor pulpeira del mundo, de un buen ribeiro de los que tienen la etiqueta y todo eso y también de un rico pan, pero quizá lo mejor nos tocó mas de cerca, un Gamoneu espectacular, de los de antes, con tres leches y una perfecta curación que quitaba el sentido, en definitiva una colección de sesaciones, sabores y saberes que incluyeron la GastroBeca una de esas "colgadieyes" que se ponen los universitarios y también los Gastrónomos de Yumay. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario